Irán acusó el domingo a la agencia de espionaje israelí Mossad de llevar a cabo un ciberataque contra la instalación nuclear de Natanz.

Los funcionarios iraníes dijeron que el ataque no causó contaminación ni heridas, pero dijeron que se reservaba el derecho a responder a tales ataques.

«Al tiempo que condena este despreciable movimiento, Irán enfatiza la necesidad de que la comunidad internacional y la Agencia Internacional de Energía Atómica se ocupen de este terrorismo nuclear y se reserva el derecho de tomar medidas contra los perpetradores», dijo el jefe nuclear de Irán, Ali Akbar Salehi.

Israel no se ha pronunciado al respecto.

By Michael Reyes

Amante de la República Dominicana, y cree en solo compartir los hechos y nada más que los hechos. Vive en NY, viaja a Miami, Los Ángeles y Santo Domingo con regularidad.