Un total de 18 miembros de una familia contrajeron COVID-19 después de que todos asistieron a una reunión navideña en Pensilvania.

Darlene Reynolds le dijo a su estación de noticias local que tenía una tos leve pero que no tenía fiebre, cuando invitó a miembros de la familia a asistir a una fiesta de Navidad en su casa. Algunos llegaron tan lejos como Canadá.

“No tenía fiebre porque lo seguía revisando, sin fiebre, sin fiebre, sin fiebre. Dije: ‘Mantendré la distancia ya que tengo un poco de tos’ ”, dijo Reynolds, que tiene 55 años, a WPIV TV.

Unos días después de la fiesta, 18 miembros de la familia estaban enfermos, con edades comprendidas entre 1 y 62 años. El esposo y el hijo de Reynolds tuvieron que ser hospitalizados, pero ambos se han recuperado, sin embargo, el esposo necesitará oxígeno durante algún tiempo.

By Michael Reyes

Amante de la República Dominicana, y cree en solo compartir los hechos y nada más que los hechos. Vive en NY, viaja a Miami, Los Ángeles y Santo Domingo con regularidad.